Ricky Dávila

El cuento de un idiota

05-06-2014 / 29-06-2014

Ricky Dávila

Entre 2012 y 2013, Ricky Dávila aceptó el encargo de Gerard Mortier, entonces director del Teatro Real de Madrid de crear doce piezas para ilustrar la programación de la nueva temporada de ópera.

El cuento de un idiota, nunca antes reproducida ni exhibida,  toma su nombre de los monólogos del clásico de Shakespeare, Macbeth, ópera sobre la que trabajaron conjuntamente Mortier y Dávila.

«El gran reto fue que un creador como Mortier se pusiera en contacto conmigo, y juntos diseñar un territorio que afortunadamente para mí podía representarse desde el recurso alegórico. Mortier era una persona con un sentido ético muy aguzado sobre todo lo que acompaña al proceso creativo. Fue un largo proceso de meses que supuso para mí una introducción a un mundo que no conocía. La vanguardia hace ya mucho tiempo que lleva instalada en la ópera. La novedad es que Mortier intuyó que el registro fotográfico es el que mejor puede aludir a un público más contemporáneo», explica Dávila en declaraciones a Harper’s Bazaar España.

Un trabajo conceptual y contundente en blanco y negro con el que Dávila reinventa en clave fotográfica el imaginario de las grandes óperas que pasaron por El Real en aquella temporada 2012-2013, como The Perfect American, de Philip Glass; Don Giovanni, de Mozart; Il Postino, de Daniel Catán; Boris Godunov, de Musorgski; La flauta mágica, de Mozart; Macbeth de Verdi; Lo real, de Israel Galván; Parsifal, Richard Wagner, Moses Und Aron, de Arnold Schönberg; Danzas, de Mozart ; Il prigionero/Suor Angelica, de Dallapiccola-Puccini o Cosí fan tutte, de Wolfgang Amadeus Mozart.

Consulta la lista de obra y los precios aquí.

Ricky Dávila